Naranjas

Venta de naranjas por Internet (2)

Con fecha 26/02/2010 se publica en Cinco Días un artículo de Carlos Ontiniano con el título de La venta de naranjas por internet, alternativa a las grandes cadenas.

En él se entrevista a David Costa… su proveedor de naranjas online.

A continuación un extracto del citado artículo:

Los agricultores culpan de esta situación (de pérdidas) a las grandes distribuidoras, a las que acusan de aprovecharse de su posición de dominio para imponer precios abusivos. “El mercado ha dejado de existir porque está controlado por un oligopolio de cinco o seis transnacionales que están cargándose a la agricultura valenciana”, dice Josep Botella, secretario general de la Unió de Llauradors.

En un desesperado ejercicio de supervivencia, muchos citricultores valencianos se han aventurado en proyectos de venta a través de internet.

“Los agricultores se están saliendo de los circuitos tradicionales de comercialización en un intento por salvar su negocio, pero la venta directa todavía es un mercado muy reducido y no es la solución ni a corto ni mediano plazo”, advierte Botella.

Costa reconoce que cada año más agricultores apuestan por esta modalidad y, una vez dentro, se dan cuenta de que el negocio es pequeño. “Una tonelada de naranjas que se envía en camiones a Mercamadrid no es lo mismo que una cajita de 15 kilos”.

El labrador de Benicull (David Costa), que lanzó su web en junio de 2008, es consciente de que no obtendrá beneficios hasta dentro de tres o cuatro años. “La época es mala, las inversiones son muy grandes y uno empieza con una web que nadie conoce. Pero la gente aprecia las ventajas de comer una fruta recién cosechada y, en cuanto pase la crisis, este mercado irá arriba seguro”.

A la vista del contenido del artículo… Cómo no apoyar iniciativas como la de Naranjas Costa, que ofrece al consumidor la posibilidad de recibir en su domicilio naranjas recién recogidas del árbol, con la ventaja de que no tienen agentes extraños de maduración, que no están clasificadas por tamaño -ya que todas pertenecen al mismo árbol- y no han sufrido manipulación.

Y sin olvidar que se reciben cómodamente en el propio domicilio en su punto óptimo de madurez, azúcar y vitaminas, sin ningún tipo de tratamiento químico, abrillantamiento, coloración, ni conservación.

Escribe un comentario