Naranjas

Bollos de naranja rellenos de chocolate

Bollos de naranja rellenos de chocolate

¡Qué merienda tan ideal! Unos bollos caseros con sabor a naranja y rellenos de chocolate libres de aditivos y grasas saturadas, son la merienda perfecta para toda la familia. Cuando hablamos de merienda siempre pensamos en los más pequeños de la casa, pero debemos recordar que hacer cinco comidas al día es el equilibrio nutricional que necesitamos todos a lo largo de toda nuestra vida y que es muy importante mantenerlo. Claro está que estos bollos de naranja no solo se pueden comer en la merienda, podemos incluirlos en nuestros desayunos e incluso, llevarnos un par a la oficina para nuestro tentempié de media mañana.

También cabe reseñar, que como casi todas la recetas que os proponemos, una vez hecha la masa del bollo, puedes rellenarlos de lo que más te guste, o simplemente, degustarlos sin relleno, porque el sabor a naranja de la masa es riquísimo en repostería y para muchos de nosotros, supone el toque de azúcar justo.

Vamos con los ingredientes de nuestros bollos de naranja.
Necesitamos:
100 ml de zumo de Naranja.
150 ml. de leche.
500 grs. de harina.
50 grs. de azúcar.
50 grs. de mantequilla.
20 grs. de levadura
Una pizca de sal

Ah! También necesitaremos un huevo batido para pintar la superficie de la masa antes de hornear así nos quedará brillante y crujiente.

Para el relleno, te aconsejo que no te complique elaborando tu propio relleno de chocolate y uses cualquier crema de cacao del mercado (nocilla, nutela…). (o mermelada de naranja, membrillo, crema, nata…)

Vamos con los pasos a seguir para la elaboración:
Primeramente debemos derretir ligeramente la mantequilla en el microondas para facilitar la mezcla.

Añadimos en un bol junto a la mantequilla ya blanda, la harina, la levadura, el azúcar, la leche, una pizca de sal (“no te pases”) y el zumo de naranja. Aquí si es de nuestro gusto, también podríamos añadir ralladura de la cáscara de naranja que aumentaría el sabor.

Debemos amasar todo bien hasta lograr obtener una masa-bola que no se pegue en nuestras manos y sea homogénea. La dejamos reposar una media hora.

A continuación, vamos separando la masa en porciones pequeñas (aprox. 40 grs) y las colocamos sobre una bandeja de horno previamente preparada con papel de horno.

Ahora tenemos que tener paciencia y esperar que haga su función la levadura y las masas se eleven; procedimiento que tardará sobre hora y media.

Pasado este tiempo, pintamos nuestros bollitos con el huevo batido y metemos la bandeja en el horno precalentado durante aproximadamente 15 minutos a 180 grados.

Al sacarlos del horno, es aconsejable dejarlos enfriar sobre una rejilla para que respiren y la masa no se quede “chicle” sino esponjosa, sabrosa y jugosa!.

Cuando estén fríos nuestros bollos de naranja, los podemos abrir y rellenar con la crema de cacao y a disfrutar como niños.

Escribe un comentario