Naranjas

Budin de Pan con Naranja

Naranjas

Si hay un postre rico, rico que siempre se ha hecho en mi casa y que me trae unos recuerdos imborrables de mi niñez, es el budín de pan con naranja. Me encanta no sólo por su sabor intenso a naranja y su textura suave bañada en caramelo, sino porque cuando era pequeña pasaba buena parte de la tarde ayudando a mi abuela a desmenuzar los trozos de pan que habían ido sobrando durante la semana. Era tan bueno para mí elaborar este postre como comérmelo y hoy en día, la tradición familiar prosigue y es mi hija la que me acompaña en su elaboración.

Ya veis, el budín de pan con naranja es un postre fácil, económico (puesto que la base es pan “viejo”) y que podemos hacer junto a los pequeños del hogar sobre todo en esTas tardes frías de invierno en las que no nos apetece salir de casa y ya no sabemos con qué más entretener a los niños.

Ingredientes necesarios:
300 grs. aprox. de Migas o trozos de pan
2 huevos
100 grs. de mermelada de naranja
½ l de leche
100 grs. de azúcar
Ralladura de cáscara de naranja (cantidad al gusto)
Caramelo para el molde
Un poco de Agua

Vamos a pasar a elaborar nuestro budín.

Lo primero que necesitamos es trocear el pan que tengamos por casa y dejarlo que se empape en la leche (preferiblemente que ésta esté a temperatura ambiente o tibia). Como pan, sirven también, los bordes del pan de molde, esos que le tengo que quitar a mi hija cuando le preparo el bocadillo de la merienda, yo los voy guardando para terminar haciendo un budín.

¡En mi casa no se tira nada y mucho menos algo de comida! :)

Una vez que el pan ha absorbido parte de la leche, le añadimos los huevos batidos previamente con el azúcar, la mermelada de naranja y la ralladura de la cáscara de la naranja. No te cortes a la hora de echar la cantidad de ralladura, recuerda que la cáscara de naranja tiene unas propiedades buenísimas para nuestra salud y además deja un sabor y un aroma riquísimo en los postres.

Ahora debemos mezclar todo bien hasta que el aspecto general sea como el de una papilla.

Caramelizamos un molde y vertemos la masa en él para seguidamente coser al baño maría en el horno a 175 grados durante unos 45 minutos aproximadamente.

Otra manera de coserlo de forma práctica e ideal para “lasmadressintiempo”, es en el microondas. Para ello, caramelizamos un molde apto para microondas y lo dejamos a potencia máxima durante 15 minutos y ¡listo!.

En cualquier caso, no esperes que se enfríe del todo para desmoldarlo porque te será más difícil. Hazlo cuando esté aún tibio y decóralo como más te guste. Puedes ponerle encima trozos de cáscara de naranja confitada o nata montada, etc. y se puede comer tanto frio como caliente y sólo o acompañado de helado.
¡A disfrutar de nuestro postre!

Escribe un comentario